Cerca de 12 mil taxis dejarían de operar por no cumplir requisitos

El 95% de 12,500 taxistas formales que circulan en la ciudad de Chiclayo no cumple con los estándares de peso y cilindraje que exige el Ministerio de Transportes y Comunicaciones (MTC), a fin de que sigan circulando en el servicio del transporte público.

Es por eso que el presidente de la Coordinadora Regional de Empresas de Taxis de la región Lambayeque, Segundo García Sánchez, afirmó que presentaron un proyecto de ordenanza a la Municipalidad Provincial de Chiclayo (MPCh) para que se les otorgue cinco años de plazo para renovar las unidades vehiculares; sin embargo, afirmó, a la fecha no hay una respuesta.

En esa línea, el dirigente remarcó que el documento fue presentado en mayo de 2019 al ayuntamiento, en el que se plantea un plazo prudente para que el transportista realice el cambio de sus unidades móviles, las mismas que tienen entre 800 a 900 centímetros cúbicos de cilindraje y 950 kilos de peso, cuando el reglamento Nacional de Vehículos del MTC establece como estándar mínimo 1,250 centímetros cúbicos de cilindraje y mil kilos de peso.

El dirigente aseguró que al menos tres mil vehículos en menos de tres meses dejarían de circular en la ciudad por estar a punto de vencer la autorización para la concesión de servicio y la tarjeta de operatividad.

En ese sentido, García Sánchez lamentó que el ayuntamiento no apruebe la ordenanza, y aplicaría la norma a “rajatabla”.

Asimismo enfatizó que no hay oposición a la medida dictada por el Ejecutivo; aunque remarcó que el municipio por años otorgó autorización a los transportistas para la circulación de los vehículos que no cuentan con los estándares establecidos.

También precisó que por la falta de la ordenanza municipal no se puede dar viabilidad a seis mil expedientes que existen en la Gerencia de Desarrollo Vial respecto a solicitudes de renovación de tarjetas de operatividad, actualización de datos y sustitución de baja.

Ante la falta de este documento, el dirigente precisó que la comuna trabaja con el Decreto Supremo n.º 017. “Urge que la Gerencia de Desarrollo Vial se pronuncie. Los taxistas no nos oponemos a cambiar las unidades móviles, pero necesitamos tiempo para el cumplimiento de la disposición”, subrayó.
Organización contra el hampa

Respecto al tema de seguridad, Segundo García anotó que la coordinación entre los transportistas ha logrado disminuir las extorsiones y robos. Indicó que entre las estrategias que aplican está la integración de más de 2,800 taxis al programa Taxi Cívico. Además resaltó que cuentan con una central telefónica.

Fuente: La República

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.