Puno: Casas inundadas, postes derribados y carreteras destruidas dejan desbordes de ríos en Sandia y Chucuito

Viviendas inundadas, postes de energía eléctricas desplomados, muros de contención y tramos de carretera destruidos dejó el desborde de los ríos Inambari y Chichanaco, en horas de la madrugada de hoy, en el sector Dominical del barrio Los Pinos, en el distrito y provincia de Sandia, en Puno, informó el Instituto de Defensa Civil (Indeci).

Las autoridades locales coordinaron la evacuación de pobladores hacia el coliseo local; mientras que el pase se encuentra restringido en el puente San Marcos hacia el distrito de Sandia.

Una maquinaria pesada fue arrastrada por fuerza de la corriente.

En la zona intervienen brigadas de la Policía y se coordina la participación del Ejército y bomberos.

En tanto, el martes último se produjo el desborde del río Hilary que afectó 80 viviendas, el centro de salud y un colegio; además de daños al servicio de energía eléctrica y varios tramos de carretera, en el distrito de Cuyocuyo de la provincia de Sandia.

El municipio de Sandia con apoyo de maquinaria pesada, realiza la limpieza y descolmatación del referido río. En tanto, personal policial de la comisaría de Sandia evacuó a la población hacia zonas seguras.

Otro distrito de Sandia también afectado es Limbani, donde el río del mismo nombre se debordó debido a las intensa lluvias afectando 33 viviendas, 3 puentes y 9 hectáreas de cultivo en la zona de Aricoma – Apacheta.

Mientras que en el distrito de Huacullani de la provincia de Chucuito al menos 30 viviendas, áreas de cultivo y la carretera Huacullani – Juli, en las comunidades de Callacollo, Cumunchuaculani, Lloroco, Pucara Ancocala, Aurincola, Lacalaca y San Pedro, se vieron afectados con el desborde del río Callacame. La Oficina de Gestión del Riesgo de Desastres de la municipalidad distrital de Huacullani realiza la evaluación de daños.

De otro lado, la municipalidad distrital de Pomata entregó 350 sacos terreros a los pobladores del centro poblado de Collini y realiza la descolmatación y encauzamiento en los ríos Tanana, Kapia, Collini y Jaquehuaytahue, tras el desborde ocurrido el 11 de febrero y que afectó viviendas, áreas de cultivo y vía vecinal en el distrito de Pomata, en la provincia de Chucuito.

Indeci a través del Centro de Operaciones de Emergencia Nacional (COEN), mantiene el monitoreo de la situación que, afortunadamente, no ha causado la pérdida de vidas humanas.

Fuente: Peru 21

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.