17 junio, 2024

Nuevo jefe de la ATU dice que no utiliza el transporte público desde hace 5 años

Nuevo jefe de la ATU dice que no utiliza el transporte público desde hace 5 años

José Aguilar asume la presidencia de la ATU en días en que un sector del Congreso busca legalizar el taxi colectivo en Lima, un peligroso servicio que ya fue formalizado en regiones y que ha cobrado decenas de víctimas.

—¿Cómo ve el panorama del transporte público tras una semana en el cargo?

Hay cerca de 12 millones de viajes al día que se hacen en transporte público formal en Lima y Callao. Sabemos que los viajes (en medios de transporte) informales son muchos más.

—¿Cuántos más? ¿Podrían duplicar a los formales?

Creo que puede ser más que eso. En el parque automotor son cerca de 22 mil los vehículos autorizados: buses. De esa flota, cerca del 25% tiene una antigüedad mayor de 15 años, pero la mayor parte tiene una antigüedad razonable. Pero todos sabemos que la informalidad es mucho mayor. El otro día tú comentabas en un podcast que te paraste en un paradero y contaste que por cada bus formal pasaban 12 colectivos informales. Por eso creo yo que el número de viajes podrían triplicarse.

—Entonces, ¿cómo calificaría el sistema de transporte de Lima y Callao?

Es un drama. Al tener ese número tan alto, las personas incurren en arriesgarse. Hace unos días se volcó un colectivo en la Av. Arequipa y recientemente otro en la Panamericana Norte causó un accidente. Debo resaltar que hay una lucha frontal contra la informalidad en mi gestión.

—Hoy mismo (ayer), 19 de mayo, se debate en la Comisión de Transporte del congreso la legalización del taxi colectivo en Lima. ¿Hasta dónde hemos llegado?

Efectivamente, el presidente de la comisión nos ha citado para hablar del problema de los corredores. En la agenda está presentar el proyecto del congresista (Segundo Montalvo) y lo que se espera es exponer nuestros puntos. En Lima y Callao formalizar a los autos colectivos va a atentar contra la reforma del transporte.

—Pero el congreso ya lo legalizó en el resto del país…

Es una discusión interesante. La ley se aprobó y le tocó al MTC reglamentarla. Lo que se hizo fue ajustar algunos parámetros técnicos para garantizar la seguridad vial. Ellos quieren que se permita vehículos con menor cilindrada, pero por temas de seguridad no se puede, porque muchos de esos vehículos entran en vías como carreteras y no van a tener la potencia para sobrepasar a otro carro.

—En este camino por enfrentar la informalidad hay muchos intereses. Desde la propia campaña presidencial, Pedro Castillo ofreció la cabeza de la ATU. Lo mismo hizo Keiko Fujimori. ¿Usted tiene la misma percepción que yo, de que hay intereses en el trasporte informal?

Definitivamente. Al ver la propuesta del congresista Montalvo (para legalizar el colectivo en Lima), es como tú bien mencionas. Hay intereses. Pero la posición de la ATU es en contra. La del MTC también va en contra. El Ejecutivo espero que nos ayude a observar a ley si es que progresa más. Pero esperemos trabajar con el congreso y explicarles que este proyecto sería muy dañino para los limeños y chalacos.

—¿Ha hecho algo notable María Jara en sus casi 4 años de gestión en la ATU?

Lo que yo me estoy enfocando es en el ahora… Sí, los primeros días en que yo he estado acá nos hemos enfocado en tres puntos. Primero evaluar al personal. Por otro lado, estamos trabajando en forma coordinada con municipios, con la policía, con la fiscalía, el Ministerio de Economía y Finanzas (MEF), con el Ministerio de Transportes (MTC), Ositrán.

—¿Han sido 4 años perdidos? ¿Ha hecho algo la gestión anterior? ¿Le ha dejado la gestión pavimentada o usted ha llegado para construir una nueva ATU?

El proceso de transferencia aún no culmina, pero ya estoy avanzando. Ya hay un panorama claro, una problemática clara, y me toca avanzar. La problemática de la seguridad vial y de los tiempos de viaje de las personas, la informalidad, es un mensaje claro que debemos trabajar en ese sentido.

—¿Qué tan frágil siente a la ATU luego del decreto que firmó el Ejecutivo, gracias al cual, por cualquier razón puede “perder la confianza” y ser removido usted o cualquier miembro del directorio? Su cargo, además, ahora depende del ministro de turno y solo desde que existe la ATU han habido 13 ministros. Técnicamente a usted le quedarían 6 meses en el cargo.

Cuando fui director general (en el MTC) pasé por siete ministros y me mantuve. Mi trabajo técnico me respalda. Yo resalto la meritocracia. Y la ATU es un ente técnico. Lo que pasó ya está. Y bien lo has dicho: la ATU ha salido golpeada, y uno de mis ejes es fortalecer el trabajo técnico de mi equipo.

—Una pregunta necesaria para el presidente de la Autoridad del Transporte: ¿usted usa el transporte público?
He usado el transporte público.

—¿Cuándo fue la última vez?

Hace unos 5 años con mis hijos cuando tomamos el tren eléctrico y nos fuimos a Polvos Rosados.

—¿No cree que sea importante vivir en carne propia el transporte público?

Sí, de acuerdo.

—¿Pensó en hacerlo antes de asumir?

Sí, justo una idea que tengo es conocer de cerca la problemática con mi equipo técnico. Para ver de cerca el Metropolitano, los corredores. Eso me caracteriza. No queremos ser funcionarios de escritorio, sino que veamos esta problemática.

—Usted habla de Metropolitano y corredores como lo principal en el transporte, pero estos medios trasladan a menos del 10% de limeños. Hay un grueso de personas que se traslada en bus, coaster, combi…

Hay mucho por hacer. No solo es el corredor. También están las rutas habilitadas, pero además hay que ver que cumplan con sus rutas. Entonces, por un lado, tienes a los formales; luego a los informales que tienen papeles pero que se van por otra ruta (no autorizada) y luego tienes al pirata que no tiene nada. Por eso es importante identificar a los tres.

—¿Cuán organizados están los informales?

Muy organizados. Tienen a gremios, a informantes.

—Hasta matones…

Y ellos amenazan a los inspectores.

—¿Están más organizados que la propia autoridad?

No. El tema de la autoridad es un trabajo de coordinar mejor. ¿Qué pasaba con la autoridad? Que no tienen el apoyo de la policía, y ahí es donde amenazan a lo fiscalizadores. Por eso es importante actuar de forma conjunta. Tienen que ser operativos ‘flash’, no operativos que se plantan todo el día en el mismo punto porque se informan entre ellos (los colectivos).

—¿Cree usted que va a eliminar las combis en su gestión? (María Jara lo anunció al asumir)

Es una tarea difícil. Lo que sí prometo es mejorar la situación del transporte público.

—¿Cuáles son sus principales propuestas para estos primeros 100 días?

Tres ejes. El primero es fortalecer la fiscalización. Soy un convencido de que la tecnología debe usarse. Además de cámaras, la siguiente semana vamos a lanzar el aplicativo ATU Taxi que permite, como un app de movilidad, ver a los taxistas formales con una base de datos personales de forma segura. El otro eje es incentivar el despliegue de infraestructura. Ver los probemas que hay en el Metropolitano. Y finalmente, el último eje: acercar la ATU al ciudadano.

—¿Cómo se mueven los limeños? ¿Cómo es que la ATU monitorea el movimiento de los pasajeros para conocer la demanda de viajes? Recuerdo que la Autoridad Autónoma del Tren Eléctrico (AATE), antes de fusionarse con la ATU, tenía un sistema de monitoreo en tiempo real del movimiento de los ciudadanos alimentado por la Big Data con el GPS de los celulares. Pero ya no funciona esta Big Data.

Es algo que tenemos que retomar. Hay un nuevo jefe de informática con el que estamos trabajando y ver las mejores formas.

—¿Pero no creen que están a ciegas?

Acabamos de empezar (la gestión). Ahorita entre mis ejes principales ha estado fortalecer la institución y tener un plan de acción. Yo soy un convencido de que hay que usar la tecnología para el bien del ciudadano.

—Uno de los ejes que usted destaca es la fiscalización, pero hay una pregunta que muchos se hacen: ¿para que fiscalizar tanto si, por ejemplo, no pasa nada si acumulo papeletas? Aquí se pagan menos del 10% de multas. Y la mayoría se impugna gracias a una red de abogados especializados en que tu multa prescriba.

Hay varios frentes. Hay un tema de debido proceso, de los derechos de las personas de que se sigan las instancias correspondientes. La normativa también es frágil, donde las multas van solo al formal. En las rutas formales, si no cumples con algo, multa. Al chofer formal que incumpla con algo, multa. Pero para al chofer informal, no hay. Incluso hay muchos choferes informales que no tienen brevete para que no le caigan sanciones. Hay que generar castigos para atacar la informalidad. Si se detecta a un informal sin ruta ni brevete, debe haber un base de datos pero ademas ese vehículo debe ser retirado. ¿Y qué se hace con ese auto? Chatarreo.

—Los depósito de la ATU están llenos porque el chatarreo está paralizado.

Estaba. Una de las últimas cosas que hice en el ministerio fue justamente acelerar el chatarreo, con un decreto supremo que amplió el plazo de vigencia de la única planta de chatarreo que estaba paralizada; y luego con la valorización de chatarreo. Y eso es lo que queremos hacer en los próximos días: empezar el programa de chatarreo.

—Usted dice que el chatarreo no está paralizado. Pero en la realidad no se chatarrean vehículos desde hace 7 años…

Hay que empezar a hacerlo. Está paralizado (el chatarreo) hace bastante tiempo.

—En Lima lo que carece el sistema de transporte es de predictibilidad: uno no sabe a qué hora llega su bus, a qué hora llegará a su destino, no hay frecuencias. En otros países tienen carriles segregados en toda la ruta de todos los medios de transporte público, lo que permite que los bsues no tengan que estar peleando entre taxis, colectivos, motos… Si sabemos que una gran cantidad de personas viaja en buses, ¿por qué no priorizar su paso con carriles segregados de todo el transporte público? Se hizo en los Juegos Panamericanos 2019 con los buses que trasladaban a los deportistas.

Es básico. Espero en las siguientes semanas tener un plan de segregación porque, como tú dices, en otros países eso funciona. Pero eso va de la mano con otras medidas: con un plan de rutas, con la coordinación con municipios por el tema de los semáforos. Deben volver las olas verdes semafóricas.

—¿Y la segregación también?

Está en análisis. Creo que es importante.

Juan Pablo León Almenara

El Comercio

SUSCRÍBETE AL BOLETÍN

NUESTRO DIRECTORIO ESPECIALIZADO

AUSPICIADORES









OPORTUNIDADES